Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Leer

El 23 de octubre de 2007, se aprueba la ley 27/2007 por la que se reconocen las lenguas de signos españolas y se regulan los medios de apoyo a la comunicación oral de las personas sordas, con discapacidad auditiva y sordociegas. Esta ley, histórica para nuestro movimiento asociativo, fue aprobada por unanimidad de ambas cámaras legislativas.

Nuestro país ratificó en mayo de 2008 la convención de la ONU sobre los derechos de las personas con discapacidad, que insta a los estados a proteger y respetar sus respectivas lenguas de signos.

Además en el ámbito de la Comunidad Valenciana, contamos con la aprobación del Estatuto de Autonomía de la Comunidad Valenciana en el 2006, en su título II, articulo 13.4. “La Generalitat garantizará el uso de la lengua de signos propia de las personas sordas, que deberá ser objeto de enseñanza, protección y respeto.”


Las cookies nos permiten ofrecer nuestros servicios. Al utilizar nuestros servicios, aceptas el uso que hacemos de las cookies. Ver política